Cómo borrar un tatuaje

31 May, 2007 (19:03) | Personal | By Xan

Hay varias formas de “borrar” un tatuaje. La única realmente efectiva, indolora y que no deja ninguna marca se llama PMA (Piénsatelo Mucho Antes). Es la única infalible.

¿Has visto alguna vez un cincuentón inglés en la playa con sus pellejos colgando tatuados al estilo “marinero” (=similar a un rotulador Edding verde usado con manos temblorosas)? Cuando él era joven, éso era la moda.
Al igual que en los noventa era “guay” tatuarte la línea de flotación de tu trasero con un “diseño tribal“. Éso se consideraba “sexy”. (Lo siento, a menos que seas Angelina Jolie, llevar una calcomanía en serie en tu trasero, no es sexy).

El tiempo pasa, las modas cambian… Los tatuajes permanecen.

Supongamos que ya tienes un tatuaje. En muchas culturas, como la japonesa o la filipina, eran un elemento social básico que, entre otras cosas, describía quién eras. Personalmente encuentro algunos muy bonitos.

¿Tienes un tatuaje?

A algunas personas algunos diseños les parecieron en su momento algo “cool“. Algo “muy cool“. Algo realmente “muy muy cool“. Cada persona es un mundo. Hay gente que se tatúa cualquier cosa en su cuerpo. Realmente cualquier cosa.

Si estás contento con él o con ellos, felicidades. Suponen una decisión personal como otra cualquiera.

De hecho, si tienes un tatuaje es precisamente porque “están de moda”. Al igual que está de moda ponerte uno o múltiples piercings, depilarte parcial o totalmente, llevar gafas de “gafapasta” o sencillamente tomar el sol para que tu piel envejezca antes y se ponga temporalmente más oscura. Es una cuestión de satisfacción personal. Felicidades en tu felicidad.

El punto a tener en cuenta es que la gente CAMBIA. Las modas son cíclicas y tienen la longevidad de un pollito tintado: hoy ya nos reímos de los recientes 90′ y su estética. Los “alternativo” se vuelve “producto” cada vez más rápidamente: hasta  la estética “suicide girl” es ya mero objeto de consumo y empieza a degenerar -económicamente- por saturación.

Hay alternativas “light” a un buen tatuaje: tatuajes fake, ropa que imita tatuajes, nuevas tecnologías aplicadas a tintas que permitan hacer diseños de poner y quitar… Y hay formas de intentar borrar un tatuaje.

En función de factores como las tintas usadas (desde el número de colores a su composición química), técnica e instrumentos del tatuador, o la localización del tatuaje en el cuerpo, por poner algunos factores a tener en cuenta, será más o menos efectivo el proceso de “borrado”.

En cualquier caso, suelen quedar restos de tinta, cicatrices o decoloración de la piel. A veces un poco de todo. A veces nada. Casi siempre será doloroso: Los tatuajes duelen cuando te los hacen y duelen cuando te los intentan quitar.

Usar sencillamente un láser no merecería tantas líneas… El método “recomendado” es un poco más “abrasivo”.

La Solución del Día o cómo borrar un tatuaje de una forma rápida, barata, sencilla, “casi” indolora y “casi” sin dejar marcas.

Es Increíble-ble.

Si tienes una lijadora orbital por casa, o en su defecto papel de lija (supongo que el #7 irá bien) aunque no es muy recomendable, puedes intentarlo en casa :p
Quizá te quede una escarificación brutal… pero eso también está de moda.

Curioso.